MADD Texas les advierte a los padres: El consumo de alcohol afecta el éxito académico

Aug 06, 2015, 11:09 ET from Mothers Against Drunk Driving

AUSTIN, Texas, 6 de agosto de 2015 /PRNewswire-HISPANIC PR WIRE/ -- A punto de comenzar el nuevo año escolar, Mothers Against Drunk Driving® (MADD) les advierte a los padres de Texas sobre el posible daño que el alcohol puede tener en el éxito académico de sus hijos. Específicamente, las investigaciones han demostrado que el consumo de alcohol afecta adversamente el desarrollo del cerebro de los adolescentes, lo que puede provocar un desempeño académico deficiente.

"Los ajetreados preparativos para un nuevo año escolar pueden causar que los padres posterguen diálogos difíciles. Pero los padres deben saber que hablar con sus hijos sobre EVITAR el consumo de alcohol podría marcar una diferencia en el éxito académico de sus hijos", explicó Jaime Gutierrez, Director de MADD en el Estado de Texas.

En el caso de los adolescentes, las consecuencias negativas del consumo de alcohol incluyen las inquietudes inmediatas de involucrarse en comportamientos riesgosos (como beber alcohol y conducir, y otras actividades peligrosas) que pueden provocar consecuencias mortales. Además, una investigación llevada a cabo por Susan Tapert de la Universidad de California, San Diego, también ha demostrado cómo el alcohol puede afectar adversamente a largo plazo el desarrollo del cerebro de los adolescentes y las funciones cognitivas.

La investigación de Tapert demostró que los adolescentes de 12 a 18 años que se emborrachan tienen mayor probabilidad de tener mal desempeño en matemática, ingeniería y materias que requieren atención durante un período continuo.[i] En el caso de algunos adolescentes, la diferencia puede equivaler a una reducción del 10 % en su desempeño académico (o la diferencia entre aprobar con A o con B).[ii] Emborracharse se define como el consumo de bebidas alcohólicas con la intención de intoxicarse, lo que habitualmente ocurre después de cuatro tragos en el caso de las mujeres y de cinco tragos en el caso de los hombres en un período aproximado de 2 horas.

"Los padres quieren lo mejor para sus hijos. Por esa razón, esperamos que los padres prioricen los diálogos con sus hijos sobre el alcohol y que enfaticen que nunca es aceptable ni inteligente consumir alcohol antes de los 21 años", explicó Gutierrez.

Las encuestas de MADD demuestran que los padres son la mayor influencia en la decisión de sus hijos adolescentes de no beber alcohol. El 62 % de los adolescentes de Texas dice que sus padres son el factor de motivación para que ellos no beban alcohol.[iii] Además, una encuesta nacional realizada por MADD y Nationwide Insurance demostró que cuanto más claro sea el mensaje de los padres, menos probabilidad hay de que los adolescentes beban.[iv]

Los padres también pueden ayudar a salvar vidas si, antes de que empiecen a celebrar el final del verano y regresen a clases, conversan con sus hijos adolescentes acerca de los peligros de beber alcohol entre menores de edad o de viajar con alguien que haya consumido alcohol. El año pasado en Texas, entre agosto y septiembre, hubo 330 choques de tránsito que involucraron a conductores alcoholizados de entre 16 y 20 años, y que tuvieron como consecuencia 35 lesionados y 12 fallecidos. (TxDOT, 2015). Además, en Texas, entre agosto y septiembre de 2014, 15 personas entre 12 y 20 años murieron en choques de tránsito que involucraron a conductores alcoholizados (TxDOT, 2015).

MADD recomienda a los padres usar los manuales Power of Parents®, que ahora se encuentran disponibles para padres y cuidadores de estudiantes de la escuela media y secundaria, al mantener estos diálogos con sus hijos. Junto con Nationwide y el Departamento de Transporte de Texas (TxDOT), MADD lanzó este programa basado en investigaciones para brindarles a los padres los recursos que necesitan para hablar con sus hijos sobre los peligros y las consecuencias del consumo de alcohol. MADD desarrolló Power of Parents junto con el Dr. Robert Turrisi de Pennsylvania State University y adaptó el modelo de su manual para orientarlo a padres de estudiantes de la escuela secundaria. El manual Power of Parents para escuelas medias se introdujo en la primavera pasada para que los padres pudieran comenzar lo antes posible y mantener con frecuencia este diálogo que puede salvar vidas.

En Texas, MADD ayuda a los padres a iniciar un diálogo con sus hijos sobre los peligros del consumo de alcohol entre menores de edad, al llevar a cabo talleres en áreas locales en todo el estado. Para obtener más información acerca de oportunidades de talleres, comuníquese con su oficina local de MADD. Para obtener más información sobre Power of Parents o para descargar materiales, los padres pueden visitar www.madd.org/texas.

MADD recibe financiamiento a través del TxDOT y trabaja en estrecha colaboración con él para promocionar Power of Parents como parte del programa estatal Take the Wheel (Toma el volante) para reducir la conducción en estado de ebriedad en Texas. Nationwide es el patrocinador que apadrina el programa Power of Parents a nivel nacional.

Acerca de Mothers Against Drunk Driving®

Fundada por una madre cuya hija fue víctima de un accidente en el que una persona conducía en estado de ebriedad, la organización Madres en Contra de Conducir en Estado de Ebriedad (Mothers Against Drunk Driving®, MADD) celebra su 35.o aniversario creando un futuro bajo el lema BASTA DE VÍCTIMAS (NO MORE VICTIMSTM). MADD es la organización sin ánimo de lucro más importante del país dedicada a erradicar los casos de conducción de vehículos en estado de ebriedad, ayudar a luchar contra la conducción de vehículos bajo los efectos de las drogas, apoyar a las víctimas de dichos delitos y prevenir el consumo de alcohol entre menores de edad. MADD ofrece apoyo gratuito a las víctimas y los sobrevivientes de accidentes provocados por conducir bajo los efectos de las drogas o el alcohol, y atiende a una persona cada diez minutos a través de la ayuda de MADD local para víctimas y la línea telefónica 1-877-MADD-HELP. La campaña Campaign to Eliminate Drunk Driving® (Campaña para eliminar la conducción en estado de ebriedad) pondrá fin a la conducción en estado de ebriedad mediante un aumento de las actividades de aplicación de la ley, leyes de bloqueo de encendido de todos los infractores y avances tecnológicos en los vehículos. PowerTalk 21® es el día nacional para que los padres hablen con sus hijos adolescentes sobre el alcohol mediante el uso de las estrategias comprobadas de Power of Parents® para reducir el consumo de alcohol entre menores de edad. Obtenga más información en el nuevo sitio web de MADD en madd.orgo llame al 1-877-ASK-MADD.

Acerca de Nationwide

Nationwide Mutual Insurance Company, con sede en Columbus, Ohio, es una de las organizaciones diversificada de servicios financieros y de seguros más importante y más sólida de los Estados Unidos, y cuenta con una calificación de A+ según A.M. Best y Standard & Poor's. La empresa brinda a los clientes una amplia variedad de servicios financieros y de seguros, incluidos seguro para vehículos, motocicletas, embarcaciones, propietarios, mascotas, de vida, agrícola, comercial, anualidades, hipotecas, fondos mutuos, pensiones, planes de ahorro a largo plazo y servicios de la salud especializados. Si desea obtener más información, visite www.nationwide.com.

Nationwide, Nationwide frame mark y On Your Side son marcas de servicio de Nationwide Mutual Insurance Company.

[i] Psychology of Addictive Behavior, diciembre de 2009
[ii] National Public Radio, enero de 2010
[iii] Encuesta de MADD en Texas, 2014
[iv] MADD National, 2013

FUENTE Mothers Against Drunk Driving

SOURCE Mothers Against Drunk Driving



RELATED LINKS

http://www.madd.org