El TCAI del St. David's Medical Center es el primero de Texas en implantar el nuevo cierre WATCHMAN™

05 Oct, 2015, 13:04 BST de Texas Cardiac Arrhythmia Institute at St. David's Medical Center

- El Texas Cardiac Arrhythmia Institute del St. David's Medical Center es el primero de Texas en implantar el nuevo cierre de apéndice atrial izquierdo WATCHMAN™ aprobado por la FDA

El cierre de apéndice atrial izquierdo WATCHMAN™ ofrece a los pacientes con fibrilación atrial una alternativa al tratamiento a largo plazo con warfarina para reducir el riesgo de derrames

AUSTIN, Texas, 5 de octubre de 2015 /PRNewswire/ -- El Texas Cardiac Arrhythmia Institute (TCAI) del St. David's Medical Center se ha convertido recientemente en la primera instalación de Texas en implantar el nuevo dispositivo de cierre de apéndice atrial izquierdo WATCHMAN (LAAC) aprobado por la FDA en un paciente con fibrilación atrial no valvular (A Fib).

Video - https://youtu.be/owgAW8JOgWo

"WATCHMAN es un nuevo cierre mecánico novel de apéndice atrial", afirmó Rodney Horton, médico y electrofisiólogo cardiaco del Texas Cardiac Arrhythmia Institute del St. David's Medical Center. "Estamos encantados de ser los primeros en el estado en implantar este nuevo dispositivo".

La A Fib es una enfermedad cardiaca en la que las cámaras superiores del corazón (atrio) bombean demasiado rápido y con un ritmo irregular (fibrilación). La A Fib es el tipo de arritmia cardiaca más habitual, y actualmente afecta a más de cinco millones de americanos. Los pacientes con A Fib tienen un riesgo mayor de derrame, ya que la A Fib puede producir que la sangre se estanque y forme coágulos en el apéndice atrial izquierdo (LAA). Si un coágulo de sangre se libera, puede llegar hasta el cerebro y producir un derrame. Aproximadamente el 20% de todos los derrames se producen en pacientes con A Fib, y los derrames relacionados con la A Fib son a menudo mortales y discapacitadores.

El tratamiento más habitual para reducir el riesgo de derrame en los pacientes con A Fib es el uso de medicamento anti-coagulante con warfarina. Pese a su eficacia demostrada, la medicación a largo plazo con warfarina no es tolerada correctamente por algunos pacientes, y tiene un elevado riesgo de complicaciones hemorrágicas. Casi la mitad de los pacientes con A Fib seleccionados para tomar warfarina actualmente no están tratados correctamente debido a problemas de tolerancia y adherencia.

La ablación cardiaca es otra opción de tratamiento habitual. Durante la ablación, se suministra energía eléctrica al tejido cardiaco en un esfuerzo por restaurar el ritmo cardiaco normal al desconectar la fuente de ritmo anormal del resto del corazón.

"Tuve una incidencia neurológica con síntomas similares a los del derrame", comentó Robert Klein, un paciente con WATCHMAN. "Se me fue el pie izquierdo y caí al suelo. Cuando me pasó esto, fue una sorpresa total, ya que el doctor Horton acababa de realizarme una ablación para devolverme mi ritmo".

Klein fue diagnosticado de fibrilación atrial en 2007.

"Lo está haciendo muy bien desde el punto de vista de la A Fib, pero ha padecido un tipo de A Fib donde algunos de los desencadenantes proceden realmente de este apéndice", explicó el doctor Horton. "Se trata de un caso bastante poco habitual ya que estaba tomando anti-coagulantes, y pese a todo, tuvo un derrame".

El implante WATCHMAN es un implante permanente diseñado para cerrar el LAA y mantener los coágulos de sangre perjudiciales del LAA y evitar que entren en el torrente sanguíneo. Al cerrar el LAA, el riesgo de derrame se podría reducir, y con el tiempo, los pacientes podrían dejar de tomar warfarina.  

"Nos permite proporcionar a algunos pacientes una opción de tratamiento que potencialmente suponga un cambio para la vida y pueda eliminar los retos de la terapia a largo plazo con warfarina, y lo que es más importante, reducir el riesgo de derrame", dijo el doctor Horton.

"Espero que gracias a la implantación de WATCHMAN consiga no padecer más derrames", indicó Klein.

WATCHMAN recibió la aprobación de la Administración de Fármacos y Alimentos de Estados Unidos el 13 de marzo de 2015, habiendo recibido aprobación en Europa desde el año 2005 (el TCAI está implicado en los ensayos clínicos para estudiar su eficacia en Estados Unidos desde hace casi una década).

FUENTE Texas Cardiac Arrhythmia Institute at St. David's Medical Center



Enlaces relacionados

http://www.tcainstitute.com/