Royal Bank of Canada adquiere Abacus Financial Servicies Group Limited

30 Nov, 2005, 10:52 GMT de Royal Bank of Canada

JERSEY y TORONTO, November 30 /PRNewswire/ -- Royal Bank of Canada (TSX: RY ; NYSE: RY) y los accionistas de Abacus Financial Services Group Limited (Abacus), han anunciado hoy que Royal Bank of Canada (RBC) ha adquirido Abacus. Los términos de la transacción no fueron difundidos.

La transacción ha sido aprobada por los accionistas de Abacus y demás autoridades relevantes. Ambas partes han comenzado a trabajar para realizar la integración de las operaciones de las compañías con una concentración inmediata en la creación de valor para sus clientes y accionistas.

"El talento, la experiencia y la reputación de Abacus como proveedor de servicio al cliente hacen perfecta esta transacción en términos estratégicos, culturales y económicos", dijo Michael Lagopoulos, Presidente y Consejero Delegado de la firma Global Private Banking de RBC. Se espera que la adquisición resulte virtualmente neutral para los ingresos de RBC en 2006 y ligeramente beneficiosa en 2007.

Abacus posee sucursales en seis ubicaciones: Londres, Jersey, Guernsey, Edimburgo, Cheltenham y Ámsterdam. Como resultado de esta transacción, los activos bajo administración de la firma Global Private Banking de RBC, aumentarán en 41.000 millones de dólares. El acuerdo ofrece a la firma Global Private Banking, de RBC, una mayor presencia en las Islas Británicas, con un total de más de 1.200 empleados. En todo el mundo, Global Private Banking, de RBC, posee un total de 30 sucursales en 21 países con casi 2.000 empleados que trabajan para satisfacer las necesidades de gestión de capital de individuos de todo el mundo con un alto nivel de capital y de selectos clientes institucionales.

Paul Patterson, Director General de Global Private Banking de RBC en las Islas Británicas, supervisará la integración del grupo combinado. Huw Bolle-Jones, Consejero Delegado del grupo en Abacus, asumirá la responsabilidad de los servicios fusionados de fideicomiso en las Islas Británicas para las empresas de clientes privados combinadas.

RBC ha gestionado operaciones en las Islas Británica desde 1910. "Nuestra concentración en este mercado crítico permitirá a nuestra empresa crecer por medio del suministro de soluciones de gestión de capital basadas en equipo, la expansión de las relaciones con nuestros clientes existentes y la ampliación de nuestro equipo de ventas y base de clientes", dijo Patterson. "Como dos importantes empresas, Abacus y RBC combinarán sus mejores prácticas, conocimientos y experiencia para formar una empresa innovadora y orientada hacia el cliente".

Abacus fue fundada en 1967, originariamente como parte de la firma Channel Islands de Coopers & Lybrand. Abacus se convirtió en miembro independiente de Coopers & Lybrand International en 1994, después de una operación de compra realizada por los asociados de servicios de fideicomiso y gestión de capital. La firma se hizo completamente independiente en 1998, después de la fusión entre Coopers & Lybrand y Price Waterhouse.

"La adquisición de Abacus por parte de RBC permitirá a los clientes de Abacus acceder a los servicios y la fuerza de una institución de servicio global combinada con toda una gama de soluciones de gestión de capital, incluyendo servicios bancarios, gestión de inversiones, asesoría de inversión y custodia", dijo Bolle-Jones.

Con la adquisición de Abacus, RBC refuerza su posición como proveedor de servicios de gestión de capital en el Reino Unido y las Islas del Canal, con una mayor presencia en la Europa continental. Royal Bank of Canada, que opera en favor de clientes privados e institucionales, ofrece una completa gama de servicios de gestión de capital, incluyendo consorcios internacionales y soluciones estructuradas, gestión discrecional de inversiones y servicios de asesoría, así como servicios de banca internacional y soluciones de crédito. RBC también ofrece servicios de gestión de planes de acciones globales, consorcios de prestaciones de empleo, planes de pensiones internacionales y gestión de custodia y fondos global para clientes institucionales selectos en jurisdicciones en las que posee una experiencia única.

Acerca de los servicios de banca privada global de Royal Bank of Canada

La firma Global Private Banking de Royal Bank of Canada realiza operaciones de gestión de capital internacional, incluyendo banca privada, fideicomiso, gestión discrecional de inversiones, custodia global y correduría global de servicios. Las sucursales de la firma Global Private Banking de Royal Bank of Canada son seleccionadas por la flexibilidad y la seguridad que ofrecen a nuestros clientes y por la integridad de sus sistemas reguladores y financieros. Con una red de sucursales situadas en 27 centros financieros clave de todo el mundo, la firma Global Private Banking de RBC ofrece servicios financieros internacionales a clientes privados y corporativos residentes en más de 150 países. Para más información, visite www.rbcprivatebanking.com.

Acerca de RBC

Royal Bank of Canada (TSX, NYSE: RY) emplea las iniciales RBC como un prefijo para sus negocios y filiales, que trabaja con el nombre principal del RBC Financial Group. Royal Bank of Canada es el mayor banco de Canadá en cuanto a activos en gestión y es uno de los principales servicios financieros diversificados de Norteamérica. Ofrece banca personal y comercial, servicios de gestión de patrimonio, seguros, banca corporativa y de inversión y servicios de procesamiento de transacciones de forma global. La compañía emplea a unas 60.000 personas que trabajan para más de 12 millones de clientes del sector privado y público desde sus oficinas de Norteamérica y unos 30 países de todo el mundo. Para más información, visite www.rbc.com.

Acerca de Abacus

Abacus Financial Services Group fue fundada en las Islas del Canal en 1967 y posee sucursales en Londres, Cheltenham, Edimburgo y Ámsterdam, así como en Jersey y Guernsey. Originariamente, el grupo formaba parte de una de las empresas de auditoría más grandes del mundo, Coopers & Lybrand, firma predecesora de PriceWaterhouseCoopers. Está especializada en el suministro de servicios de gestión de capital a una base de clientes internacional y en la administración de planes de prestaciones para empleados. El Grupo posee alrededor de 400 empleados y más de 23.000 millones de activos gestionados.

Nota cautelar acerca de declaraciones de futuro

Cada cierto tiempo realizamos declaraciones de futuro escritas u orales dentro de la cobertura de ciertas leyes de comercio, incluyendo las provisiones de la "nota cautelar" de la Ley de comercio (Ontario) y de la Ley de reforma de litigación de acciones privada de 1995 de los Estados Unidos. Podemos realizar estas declaraciones en esta nota de prensa, en otros documentos archivados con autoridades canadienses o en la Comisión de Comercio e Intercambio de los Estados Unidos, en informes para accionistas o en otras comunicaciones. Estas declaraciones de futuro incluyen, entre otras, declaraciones con respecto a nuestros objetivos para 2006, nuestro objetivo a medio plazo, y las estrategias para alcanzar estas metas y objetivos, así como declaraciones con respecto a nuestras creencias, planes, objetivos, expectativas, anticipaciones, estimaciones e intenciones. Las palabras "poder", "deber", "estimar", "sospechar", "prever", "creer", "planificar", "anticipar", "esperar", "pretender", "pronosticar", "objetivo" y otras palabras y expresiones de importe similar pretenden identificar estas declaraciones de futuro.

Por su naturaleza estas previsiones sujetas a riesgos e incertidumbres, tanto generales como específicas, hacen referencia a riesgos sobre las predicciones, previsiones y otras afirmaciones que pueden no realizarse. Pedimos a los lectores que no confíen ciegamente en estas afirmaciones ya que hay numerosos factores que pueden hacer que nuestros resultados reales sean distintos de los planes, objetivos, expectativas, anticipaciones, estimaciones e intenciones expresadas en este comunicado. Entre estos factores se incluyen la solidez de las economías canadienses y estadounidenses y las economías de otros países en los que realizamos negocios; el impacto del movimiento del dólar canadiense asociado a otras divisas, particularmente en relación al dólar canadiense; los efectos de los cambios en la política monetaria, incluyendo los cambios en las políticas de tipos de interés de Bank of Canada y el consejo de dirección de la Reserva Federal de Estados Unidos; los efectos de la competitividad en los mercados en los que trabajamos; el impacto de los cambios y las leyes que normalizan los servicios financieros y la defensa de estos (incluyendo banca, seguros y acciones); las declaraciones judiciales o reguladoras y los procedimientos legales; nuestra capacidad para obtener información precisa y completa en nombre de nuestros clientes y asociados; nuestra capacidad de realizar con éxito nuestra estructura de operaciones, recursos y procesos; nuestra capacidad para realizar adquisiciones estratégicas e integrar dichas adquisiciones con éxito; los cambios en las políticas y métodos de contabilidad que empleamos para informar de nuestra situación económica, incluyendo las incertidumbres asociadas con las estimaciones fundamentales de contabilidad y los riesgos de infraestructura y de operaciones y otros factores que puedan afectar a los resultados futuros incluyendo los cambios en las políticas de contabilidad y el desarrollo y presentación a tiempo de nuevos productos y servicios, cambios en las leyes de impuestos, cambios inesperados en los hábitos de ahorro y gasto de los consumidores; el impacto posible en nuestros negocios de conflictos internacionales y otros desarrollos como los asociados a la guerra y el terrorismo; y nuestra anticipación y el éxito en el momento de gestionar estos riesgos.

Puede encontrar más información acerca de estos factores en las secciones "Gestión de riesgos" y "Riesgos adicionales que podrían afectar los resultados futuros" en nuestro Debate y Análisis de Gestión de 2005.

La anterior lista de factores importantes que podrían afectar a los resultados no es exhaustiva. Cuando utilicen nuestras declaraciones de futuro para tomar decisiones con respecto al banco, los inversores y demás personas deben considerar con cuidado los factores anteriores y otras incertidumbres y eventos potenciales. No aceptamos la obligación de actualizar ninguna declaración de futuro, oral o escrita, que sea realizada cada cierto tiempo por nosotros o en representación nuestra.

La información aquí contenida o accesible por otros medios a través de las páginas web mencionadas en esta nota de prensa no forma parte de esta nota de prensa. Todas las referencias en esta nota de prensa a páginas web representan referencias textuales inactivas y sólo se mencionan para su información.

FUENTE Royal Bank of Canada